Sobre mí

Me llamo Juan Pablo y quiero ayudarte a crear un sistema de captación de clientes eficaz y sostenible en el tiempo


Y es tan “simple” como hacer que tu cliente ideal te encuentre de forma natural y que además entienda los beneficios que le aportará tu servicio.

O dicho de forma aún más clara:

  • Hacer una publicidad que no moleste, que sencillamente sea la respuesta a una búsqueda voluntaria en Google
  • Crear contenido en tu web que evite el ombliguismo, es decir, que hable más del valor que puedes aportar tu público que de tu propio negocio

Y sino piénsalo desde el otro lado. ¿Qué es lo que no soportamos como consumidores?

  • Que nos llenen el correo electrónico de spam, el buzón de folletos publicitarios y que hasta nos paren por la calle hablándonos de cosas que no queremos o necesitamos
  • Que cuando buscamos algo por internet seamos incapaces de tomar una decisión de compra por la falta de información y la escasa confianza que nos generan las webs que visitamos

Mi fórmula es combinar la potencia de la publicidad en Google con el poder de seducción de una web orientada al cliente


En mis casi dos años de experiencia creando campañas de Adwords y dedicándome a la gestión de páginas web he podido comprobar la magia que puede surgir de esta combinación.

Una campaña de Adwords puede convertirse en una máquina de captar clientes potenciales y en el motor que hará crecer tu negocio. Y lo increíble es que si la máquina está bien engrasada puedes aprovecharte de sus ventajas durante meses y con suerte hasta años.

Una web orientada al cliente seduce, informa adecuadamente y anima a tus visitas a pasar a la acción y contactar contigo. Esto multiplica los resultados. Imagina qué sucedería por ejemplo si pasases de convencer a 2 personas de cada 100, a convencer 4 personas de cada 100, ¡estarías doblando tus ingresos!


Quiero que disfrutes de un sistema de venta más amable con tu público y más cómodo para ti


Reducirás el estrés que genera la venta fría. A nadie nos gusta tener que molestar o interrumpir a un posible cliente

El valor de tu servicio quedará claro y no perderás tiempo explicando siempre las mismas cosas

Los clientes potenciales irán llegando de forma automática. Tú solo tendrás que aclararles algún detalle y cerrar la venta

Los servicios, por muy buenos que sean, no se venden solos


No puedes esperar a que la suerte o el boca a boca sean lo único que haga que tu negocio crezca. Todos los días hay millones de personas preguntando a Google por servicios que necesitan. ¿No crees que debes estar ahí?

Pero hacerte visible a través de la publicidad en Google es sólo el primer paso. Cuando alguien busca un servicio que le solucione un problema no vale con enumerar sus características y poner un par de fotos.

Un servicio no es una lavadora.

Y precisamente ese es uno de los mayores errores que veo en las páginas web de empresas de servicios. Falta mucha información fundamental para que la gente pueda decidir.

La página de un servicio como mínimo debe aclarar lo siguiente:

  • ¿Qué beneficios se pueden esperar de él?
  • ¿A quién va dirigido?
  • ¿Qué es lo que le diferencia de otros servicios similares?
  • ¿Quién es la persona o equipo humano que lo presta?

Mis servicios

Ahí es donde entro yo


Para que tu público objetivo pueda encontrarte, conocer tus servicios y convencerse de que eres su mejor opción, he diseñado estos dos servicios complementarios

Creación de campañas en Adwords

Encontraremos en Google a personas que buscan el servicio que ofreces para llevarles a una landing page irresistible que te permita conseguir sus datos y dar así el primer paso de una relación comercial

Diseño de web profesional

Crearemos una web capaz de responder a las principales dudas de tu cliente ideal y de generarle el interés suficiente como para pasar a la acción y contactar contigo


Ahora sí ¿Quién es Juan Pablo Alonso?


Quizás te cueste creerlo pero no soy ni informático, ni diseñador. Vengo del mundo del marketing y desde esa mirada lo hago todo. Mi prioridad no es que sea todo perfecto a nivel técnico, o hacer un diseño que pueda exponerse en el museo del prado, solo me obsesiona que lo que haga FUNCIONE.

Y para ello tenemos que mimar al cliente dándole toda la información que necesita y facilitándole al máximo las cosas.

Así que si quieres una definición rápida de quién es Juan Pablo voy a mojarme. Me veo algo así como una especie de consejero matrimonial que consigue reunir a dos personas destinadas a entenderse: tu cliente y tú.

Desde pequeñito siempre le he dado vueltas a qué es lo que hace que algo guste. ¿Por qué la gente compra este coche y no otro? ¿Por qué pagan por esta peli y pasan de la otra?

Así que en cuanto tuve oportunidad de especializarme, nada más acabar la carrera de Administración y Dirección de Empresas, me fui de cabeza a estudiar Marketing.

Hice un Máster en Dirección de Marketing y me supo a poco. Se pararon poco en la parte del marketing online, que ya por entonces tenía un increíble potencial.

Así que me puse como objetivo aprenderlo desde dentro de alguna empresa. Tuve 3 experiencias en pequeñas empresas y lo que me encontré me hizo reflexionar: había una falsa ilusión de que para conseguir resultados en internet no hacía falta invertir ni un duro.

Las empresas en las que estuve creían que con una página web y poniendo 4 cosas en sus perfiles sociales se podía hacer un plan de marketing digital. Fue un poco frustrante porque aunque sabía que era un error, me faltaban argumentos para hacer cambiar de idea a los jefes que tuve.

Experiencia Actívate

Llegué a la conclusión de que tenía que volver a formarme, pero esta vez mucho más enfocado en el marketing online.

En ese momento y casi por casualidad encontré los cursos de Actívate, una iniciativa de Google que tiene como objetivo formar en competencias digitales. Me apunté al primero que sacaron sin dudarlo, me venía como caído del cielo. Y así uno tras otro.

Estos cursos me ayudaron a tomar la decisión profesional más importante de mi vida: quería dedicarme al marketing online creando un proyecto propio.

Allí conecté con compañeros con inquietudes similares a las mías. Incluso intenté crear algún pequeño proyecto de emprendimiento con algunos de ellos. No acabaron de cuajar por falta de coordinación en unos casos o falta de compromiso en otros, pero en vez de desanimarme me vine arriba.

Cada pequeño fracaso era un buen aprendizaje para dar el siguiente paso hacia mi objetivo.

Hice tantas formaciones con Actívate que acabé ganándome el título de “embajador de Google Actívate”, una forma eufemística de referirse al pesado que se apunta a todo.

Trabajar como freelance

Había llegado el momento de empezar a hacer algo por mi cuenta. Así que lleno de miedos e inseguridades por tener que volar solo, pero con la determinación que te da tener claro tu objetivo, me lié la manta a la cabeza para iniciar mi propio proyecto.

De esto ya hace casi dos años. Desde entonces ha sido como un máster intensivo para mi. He cometidos errores que me han hecho replantearme cosas, he tenido aciertos que me han motivado a seguir adelante, pero sobre todo he aprendido un montón.

Este aprendizaje además me ha servido para tomar decisiones sobre la estrategia que he adoptado con mi negocio. Principalmente he sacado 3 conclusiones:

  • Un freelance no puede funcionar como una agencia. Si pretendo ofrecer 20 servicios a la vez voy a ser mediocre en todo. Esto me hizo tomar la decisión de ofrecer solo Adwords y webs.
  • Tampoco puedo intentar abarcar todo tipo de perfiles de empresa. Cada tipo de empresa tiene sus peculiaridades y si quiero comprender bien las necesidades de mi público tengo que limitarlo.Esto me hizo centrarme solo en pequeñas empresas y profesionales de servicios.
  • Los resultados a corto plazo son imprescindibles en una pequeña empresa. Su presupuesto es limitado y por lo tanto el margen que tienen para hacer estrategias de más recorrido es escaso. Al menos mientras no tengan un mínimo de ingresos asegurado. Esto reforzó mi decisión de optar por Adwords, ya que permite obtener resultados desde el primer mes.
Una página web se puede ver desde diferentes enfoques. Puedes mirarla desde un punto de vista técnico, artístico o comercial. Cada uno de estos puntos de vista tendrá más peso o menos dependiendo del tipo de web.

Una Red Social por ejemplo es una web bastante compleja, así que el el peso de lo técnico es muy importante. Sin embargo para una Agencia de Creatividad será más importante demostrar su potencial artístico desde el primer minuto. Por ello tener una web rompedora y original le hará sumar muchos puntos.

¿Pero qué es lo más importante en la web de un abogado, de un gabinete de psicología o de un decorador de interiores? La clave será que su público objetivo consiga entender los beneficios que obtendrá con ese servicio y que perciba su valor diferencial.

A diferencia de otros tipos de web, las páginas de empresas de servicios no son demasiado complejas a nivel técnico ni es necesario que tengan una estética revolucionaria (con algunas excepciones).

El mayor esfuerzo que hay que hacer en estas páginas es el de conectar con el cliente a través de los textos.

Y como marketer es donde más cómodo me siento. Las empresas de servicios me permiten poner a trabajar mis habilidades. Además entiendo sus problemas y dificultades mejor que en otros modelos de negocio, ya que yo también soy un profesional que ofrece servicios.

Por todo esto decidí especializarme en este nicho. Si quiero ser bueno respondiendo a las necesidades de los clientes a los que ayudo lo mejor es que me dedique en exclusiva a ellos y no intente hacer de todo para todo el mundo.

El marketing online democratiza el emprendimiento. Hace años para poder vivir de tu talento necesitabas una infraestructura mucho mayor. Además, las opciones de darte a conocer eran bastante limitadas.

La consecuencia era que te gastabas una pasta y los resultados tardaban en llegar.

No es que hoy lanzar un negocio esté tirado, pero ya no tienes que endeudarte hasta las cejas para hacerlo. Con ser bueno en lo tuyo, conocer bien a tu público, y una inversión 10 veces menor que la que había que hacer antes, se puede vivir de lo que te gusta.

Por eso me encanta lo que hago. Lograr que alguien con vocación de ayudar a la gente y con talento pueda hacer lo que mejor sabe hacer es algo que me ilusiona mucho. Además, entiendo bien los problemas y las inquietudes que tiene alguien que dirige un pequeño negocio de servicios, porque es lo que yo hago también. Lo vivo en primera persona.

Otra cosa que me gusta de trabajar por mi cuenta y desde casa es que me permite tener una libertad que en otros trabajos era imposible. Para bien o para mal soy yo el que elijo mis horarios, mis prioridades y mi lugar de trabajo. Vivo en Madrid pero si quiero pasar una temporada en otro lugar, sólo necesito mi ordenador y una buena conexión a internet. Llevo mi empresa a cuestas.

Estoy casi al comienzo del camino con mi proyecto, pero espero poder dedicarme a ello durante mucho tiempo y poder ayudar a más gente a conseguir lo mismo.

Esto es lo que dicen de mi…


Juan Pablo nos ayudó a crear la página web que necesitábamos. No es sencillo dar a conocer todo el trabajo que hacemos en nuestro centro, pero gracias a la web cualquier usuario interesado en nuestros cursos puede hacerse una idea de lo que ofrecemos. Estamos muy contentos con su trabajo.

Adrian Barbero

Fundador de MICPSY y terapeuta, MICPSY

Alguna pincelada personal


Ya hemos hablado demasiado del Juan Pablo profesional. Es hora de que me conozcas un poco mejor. Hay vida después de Adwords!

Así soy yo:

  • Desde hace 6 años vivo en Madrid, pero soy palentino. Todos los meses me escapo unos días para irme a mi tierra y comer la paella de mi madre.
  • Vivo con mi novia y con mi hermano y trabajo desde casa. Tardo aproximadamente 3 segundos en llegar a mi puesto de trabajo.
  • Me gusta mucho el senderismo. La mejor desconexión de la jungla urbana la encuentro haciendo una ruta entre robles y encinas por la sierra madrileña.
  • Desde que tengo uso de razón prácticamente no he pasado ni un día sin escuchar mi música. Escucho casi todos los palos del rock. Mi grupo favorito: los enormes Queens of the Stone Age.
  • Cinéfilo y seriéfilo a tope en mi tiempo libre. Sigo series con mi hermano, otras con mi novia, otras todos juntos y alguna incluso solo. Es un no parar.
  • Me tomo las cosas con humor, soy un tío irónico. La mejor manera de sobrellevar tantas horas de trabajo es intentar pasármelo bien. No me gustan los dramas.

Los 5 requisitos del éxito en campañas de Adwords para servicios

¿Puede Adwords ayudarte a conseguir nuevos clientes para tu servicio?